El yoga es tan efectivo como la fisioterapia para el dolor de espalda baja


Yoga

El dolor crónico de espalda baja responde tan bien al yoga como a la fisioterapia.

Un equipo observó que, en 12 semanas, las clases de yoga aliviaron el dolor y mejoraron la funcionalidad de un grupo de pacientes como las sesiones de fisioterapia. “Ambos son excelentes enfoques no farmacológicos para el dolor de espalda baja”, dijo el autor principal, doctor Robert Saper, del Centro Médico de Boston.

El 10 por ciento de los adultos de Estados Unidos padecen ese dolor, pero muy pocos están satisfechos con los tratamientos disponibles, según publica el equipo en Annals of Internal Medicine.

El Colegio Estadounidenses de Médicos recomendó este año que la mayoría de las personas con dolor de espalda baja pruebe primero terapias no farmacológicas, como la aplicación de calor o los masajes.

La fisioterapia es la terapia no farmacológica que más indican los médicos para el dolor de espalda baja, de acuerdo con los autores. Algunas guías clínicas y estudios también respaldan el uso del yoga, aunque hasta ahora nadie los había comparado.

El equipo convocó a 320 adultos con dolor de espalda baja; eran de distintas etnias y tendían a tener bajos ingresos. Al azar, se los organizó en tres grupos: durante 12 semanas, uno participó de un programa de yoga, otro asistió a sesiones de fisioterapia y el tercero recibió información (grupo control).

Todos tenían una disminución funcional y dolor moderados a graves. Más de dos tercios usaba analgésicos. El equipo los entrevistó a las seis, 12, 26, 40 y 52 semanas con el Cuestionario de Discapacidad Roland Morris (RMDQ, por su nombre en inglés). En 12 semanas, los valores disminuyeron (es decir, mejoró la funcionalidad) 3,8 puntos con el yoga; 3,5 puntos con la fisioterapia, y 2,5 puntos con la información.

Estadísticamente, los tres grupos finalizaron el estudio con una mejoría funcional similar. Pero con el yoga y la fisioterapia, esa mejoría fue más evidente. Las personas percibirían una mejoría con una disminución de cuatro o cinco puntos menos en el RMDQ, según publican en un editorial los doctores Douglas Chang, de University of California, San Diego, y Stefan Kertesz, de University of Alabama, Birmingham. El 48 por ciento del grupo tratado con el yoga y el 37 por ciento del grupo tratado con la fisioterapia alcanzó aquel objetivo, comparado con el 23 por ciento del grupo control.

En el dolor percibido, la fisioterapia no fue mejor ni peor que el yoga. A las 12 semanas, el grupo tratado con el yoga era 21 puntos porcentuales más propenso a utilizar analgésicos que el grupo control. Con la fisioterapia, esa diferencia era de 22 puntos porcentuales. La mejoría con el yoga y la fisioterapia duró un año, según publica el equipo.

Fuente: Reuters Healt

Comparte lectura saludable:


Recientemente Publicado

»

Los misterios que oculta el momento previo a quedarnos dormidos

ShareLos misterios que oculta el momento previo a quedarnos dormidos ...

»

Qué tienen en común las personas hipertensas y las diabéticas

ShareQué tienen en común las personas hipertensas y las diabéticas ...

»

Colonoscopia, gran aliada contra el cáncer de colon

ShareColonoscopia, gran aliada contra el cáncer de colon  Del ...

»

¿Hinchazón en una parte de tu cuerpo? Puede ser linfedema

Share¿Hinchazón en una parte de tu cuerpo? Puede ser ...

»

Desarrollan un análisis de sangre para predecir el alzhéimer

ShareDesarrollan un análisis de sangre para predecir el ...

»

Científicos logran crear orejas nuevas para niños con esta enfermedad

ShareCientíficos logran crear orejas nuevas para niños con esta ...

»

Sexualidad plena con el Rejuvenecimiento Vaginal Láser

ShareSexualidad plena con el Rejuvenecimiento Vaginal Láser  Si la ...

»

Mejora tu postura, evita una hernia discal

ShareMejora tu postura, evita una hernia discal  Cuando tenemos ...

»

Una ‘vacuna’ para el cáncer logra eliminar tumores en ratones

ShareUna 'vacuna' para el cáncer logra eliminar tumores en ...