¿El Zika causa microcefalia?


microcefalia
Un nuevo virus en el continente americano ha disparado las alertas en los sistemas de salud. Es un flavivirus transmitido por la especie de mosquito Aedes.

La pediatra neonatóloga, Hermelinda Rodríguez, explica que inicialmente se consideró la más benigna entre las flavivirosis recientes. Sin embargo, el aumento del número de casos ha hecho evidente su probable asociación con algunas condiciones de salud y complicaciones, en la población que la padece. Actualmente existe una emergencia sanitaria, según la OMS, por un reporte elevado de casos del virus del Zika en toda Latinoamérica. La presencia del vector competente, Aedes Aegypti, en estos países- explica- genera un potencial riesgo de expansión del virus.

¿Guarda relación con la microcefalia?

Rodríguez hace referencia a las complicaciones que existen cuando la enfermedad se presenta en una embarazada y asegura que hasta la fecha no hay una vacuna aprobada para prevenir el virus del Zika, aun cuando se tienen vacunas aprobadas para otras flavivirus como fiebre amarilla.

A finales del año 2015, se evidenció en Brasil la relación epidemiológica entre el incremento de casos del virus y de niños que nacían con microcefalia. En diciembre, la Organización Panamericana de la Salud (OPS), informó la identificación del ARN del virus del Zika en muestras de líquido amniótico de dos mujeres embarazadas, cuyos fetos padecían microcefalia; tras hacer ecografías antes del parto; se comenzó un seguimiento para investigar la probable relación.

¿Qué es Microcefalia?

Es el término médico que se utiliza cuando el tamaño de la cabeza es menor a la esperada para la edad gestacional y el sexo del bebe. Por lo general, es el resultado del desarrollo anormal del cerebro. Las consecuencias a largo plazo de la microcefalia dependen de las anomalías cerebrales subyacentes y pueden ir desde leves retrasos en el desarrollo hasta déficit intelectual y motor grave, como parálisis cerebral. Puede ser provocada por infecciones congénitas, anomalías cromosómicas; exposición a drogas, alcohol y otras toxinas ambientales; fusión prematura de los huesos del cráneo (craneosinostosis) y ciertos trastornos metabólicos. Desde hace mucho tiempo se ha reconocido la relación entre infecciones maternas y anomalías congénitas, en especial, cuando la infección ocurre durante las primeras 12 semanas del embarazo.

Los estudios hechos hasta la fecha parecen demostrar una afinidad del virus por el tejido neuronal (neurotropismo), con posibles lesiones en el feto (teratogénico); sin embargo, el mecanismo implicado, aún no está claro. Esta posibilidad podría ser mayor si la madre contrae Zika antes de las 16 semanas de gestación, pero no se ha establecido otros riesgos en fetos de madres que adquieren la infección entre la semana 17 y el término del embarazo.

Sin embargo, aún se necesitan estudios para poder señalar al Zika como un agente causal de Microcefalia.
El tamaño de la cabeza por sí mismo no es suficiente para establecer cómo será el desarrollo del bebe. Si estas embarazada y presentas síntomas de la enfermedad debes acudir inmediatamente a la consulta especializada. Lo ideal será hacer una prueba de sangre específica PCR en suero en la fase aguda, explica.

Se hará un seguimiento por ecosonografía del crecimiento y desarrollo del feto, con énfasis en el crecimiento craneoencefálico. El ginecobstetra decidirá la necesidad de evaluación con un perinatólogo y de otros estudios. Pero, posterior al nacimiento del bebé es necesario una evaluación exhaustiva del recién nacido, siendo recomendable la realización de un ecosonograma transfontanelar, valoración auditiva y visual agrega la especialista.

¡Amamanta sin problemas!

La pediatra señala que la recomendación actual de la Organización Mundial de la Salud (OMS) es mantener la lactancia materna. No hay casos documentados de trasmisión del virus a través de la leche humana, así que puedes amamantar a tu bebé, aún cuando hayas padecido Zika.

Comparte lectura saludable:


Recientemente Publicado

»

La espiritualidad facilita la convivencia con el cáncer

ShareLa espiritualidad facilita la convivencia con el cáncer Los ...

»

Estos son los siete órganos que no necesitas para sobrevivir

ShareEstos son los siete órganos que no necesitas para ...

»

Que tu vista no se canse

ShareQue tu vista no se canse En las últimas décadas, especialmente ...

»

¿Bebé prematuro? Chequea su visión

SharePor qué la manera en que una madre le habla a su bebé es más ...

»

Por qué la manera en que una madre le habla a su bebé es más compleja de lo que parece

SharePor qué la manera en que una madre le habla a su bebé es más ...

»

Cuatro maneras de no pelearse con las personas

ShareCuatro maneras de no pelearse con las personas Caerle bien a ...

»

Las subidas de tensión afectan tu visión

ShareLas subidas de tensión afectan tu visión La hipertensión ...

»

Crianza respetuosa para niños saludables

ShareCrianza respetuosa para niños saludables Crianza respetuosa ...

»

Desnutrición y diabetes propician tuberculosis infantil en América Latina

ShareDesnutrición y diabetes propician tuberculosis infantil en ...