¿Problemas hormonales? Atentos a la tiroides


Tiroides

La tiroides es una glándula ubicada en la región medio-anterior del cuello donde se producen las hormonas encargadas de regular la actividad metabólica de las células que conforman los diversos órganos y sistemas del cuerpo humano, a pesar de la importancia que cumplen en el hombre, son pocas las personas que están al tanto de las enfermedades que se generan en esta área y cómo ayudar a prevenirlas y combatirlas.

El endocrinólogo Neri Carvallo, explica que ir a consulta por “tener un tipo de tiroides” es muy común, sin embargo el especialista aclara que se trata de un mito porque solo existe una glándula tiroides con una variedad de enfermedades derivadas de la misma.

Asimismo explica que los síntomas son muy variables, desde pérdida o caída del cabello, disminución del deseo sexual, fatiga, estreñimiento, insomnio, diarrea, palpitaciones, temblor en manos, irritabilidad, depresión o tristeza frecuente, pérdida de peso y sensación de ahogo. Es muy importante la evaluación médica y los estudios paraclínicos para determinar finalmente el tipo de disfunción.

Hipotiroidismo

Esta es una patología que surge producto de una secreción deficiente de hormonas, el metabolismo se enlentece, baja la frecuencia cardiaca, hay retención de líquidos por afectación del sistema renal y afectación del sistema neuromuscular, neropsíquico y hasta reproductor, tanto masculino como femenino. En estos casos, la terapia de reemplazo hormonal con levotiroxina suele ser el tratamiento de elección, porque con ella se corrige el déficit a la dosis adecuada.

Hipertiroidismo

Carvallo indica que en esta patología el metabolismo está acelerado y aumenta la tensión arterial, la frecuencia cardíaca, y el recambio óseo. Por tanto hay riesgo de osteoporosis y por ende fracturas. Puede acompañarse de agrandamiento de la tirodes o “bocio”, el cual si es muy grande, puede producir compresión de la tráquea. En cuanto al tratamiento, el uso de Iodo radiactivo permite una resolución fácil, práctica y segura. Además fármacos como metimazol y propiltiouracilo mejoran los síntomas, sobre todo en los casos que no toleran el iodo o que se oponen a su administración. Por último, la cirugía se establece para casos con criterios de resolución no médica.

En cualquiera de las patologías se recomienda comer balanceadamente, existen creencias donde se dice que todo obeso es “hipotiroideo” y no es así, pacientes con problemas de tiroides al ser controlados con su medicamento pueden equilibrar su metabolismo y no tendrán problemas de peso; la principal sugerencia en ésta y cualquier otra patología siempre será acudir a su especialista de confianza y atender a las recomendaciones, finaliza el endocrinólogo Neri Carvallo.

Comparte lectura saludable:


Recientemente Publicado

»

La espiritualidad facilita la convivencia con el cáncer

ShareLa espiritualidad facilita la convivencia con el cáncer Los ...

»

Estos son los siete órganos que no necesitas para sobrevivir

ShareEstos son los siete órganos que no necesitas para ...

»

Que tu vista no se canse

ShareQue tu vista no se canse En las últimas décadas, especialmente ...

»

¿Bebé prematuro? Chequea su visión

SharePor qué la manera en que una madre le habla a su bebé es más ...

»

Por qué la manera en que una madre le habla a su bebé es más compleja de lo que parece

SharePor qué la manera en que una madre le habla a su bebé es más ...

»

Cuatro maneras de no pelearse con las personas

ShareCuatro maneras de no pelearse con las personas Caerle bien a ...

»

Las subidas de tensión afectan tu visión

ShareLas subidas de tensión afectan tu visión La hipertensión ...

»

Crianza respetuosa para niños saludables

ShareCrianza respetuosa para niños saludables Crianza respetuosa ...

»

Desnutrición y diabetes propician tuberculosis infantil en América Latina

ShareDesnutrición y diabetes propician tuberculosis infantil en ...